Logo Lenda

❗Qué hacer si una velutina pica a tu perro o gato🐾

Velutina posada en una flor amarilla

Si de algo se habla aquí en Galicia, y cada vez más en el resto de España desgraciadamente, es de la velutina. La avispa asiática vino para quedarse y después del boom informativo inicial cuando llegó en 2010, durante los últimos años parece que sólo se acordaban de esta especie invasora los apicultores, cuyas colmenas son uno de sus objetivos preferidos.

Pero este año, el tema vuelve a estar en el candelero. Hay muchísima velutina, ya no sólo en cantidad, si no en lugares donde nunca se había visto, como zonas altas de montaña o nuevas comunidades autónomas, libres hasta el momento. Las temperaturas suaves de los últimos inviernos y primaveras favorables hacen que su avance sea imparable y pronto no habrá punto de España que se libre.

Si bien no suelen atacar de buenas a primeras lejos de su nido, nuestros perros ¡y gatos! en su afán de juego, persecución e instinto cazador, sobre todo frente a un bicho ruidoso que pasa por su lado, tienen tendencia a echarles la boca y/o la pata, una y otra vez, hasta que inevitablemente acaba picando.

velutinas en su nido

Lo mismo que ante una picadura de abeja, será importante mantener la calma y ver como reacciona.

Existe una diferencia fundamental entre ambas picaduras, importante a tener en cuenta.

A diferencia de la velutina (y las avispas en general), que pican sin desprenderse del aguijón, las abejas suelen dejar su aguijón clavado, por lo que será importante localizarlo y sacarlo cuanto antes pues cada segundo que está incrustado sigue inyectando veneno a gran velocidad. Por ello la rapidez en este caso es fundamental, sin pensar mucho en como o con qué hacerlo, debemos sacarlo cuanto antes, simplemente arrastrándolo con la uña.

Este dato es más importante de lo que pudiera parecer pues la avispa, al poder retirar el aguijón, puede picar más veces.

Una vez eliminada la fuente de veneno, la actuación será similar en ambos casos.

Si la picadura es en una zona diferente a la cara, cualquier otra parte del cuerpo, en la mayoría de los casos cursará con molestias locales en cuyo caso podremos lavar la zona de la picadura con agua y jabón y aplicar algo de frío.

Síntomas de picadura de velutina

Será fundamental vigilar al animal por si se pudiera dar una reacción alérgica compatible con un posible shock anafiláctico en cuyo caso deberíamos acudir a la clínica.

En este caso, además de la normal molestia local, aparecerán síntomas sistémicos generalizados como:

  • Hipersalivación, mucha saliva con babas colgando y goteando.
  • Debilidad del animal
  • Inflamación creciente de la zona de la picadura
  • Pueden aparecer vómitos y diarrea
  • Dificultad para respirar, con sonidos respiratorios como consecuencia de la inflamación y estrechamiento de las vías respiratorias.En los casos más graves y si no se controla con tratamiento veterinario pueden aparecer convulsiones y colapso, lo que puede ser fatal sin la atención oportuna.

Una picadura en la cara, debería ser siempre supervisada por su veterinario, ya que tiene más posibilidades de provocar estos síntomas. Además son mucho más frecuentes, pues al echarles la boca es habitual que les pique dentro o en el hocico al ir a tocarlas con la nariz, por curiosidad, cuando están en el suelo. Con más frecuencia aparecerá la sintomatología arriba mencionada, además de evidente inflamación de la cara.

La inflamación respiratoria con posible obstrucción y bloqueo de las vías será mucho más frecuente en este caso.

Es importante tener en cuenta que la velutina es especialmente agresiva en las inmediaciones de su nido, al que defenderán con ahínco y en gran número. Si nuestro perro/gato topa con uno, que muchas veces están en el suelo, será especialmente peligroso pues estas atacarán en masa (aún incluso antes de que lo toque), y tendrán mucho riesgo de recibir numerosas picaduras, lo cual irá  mucho mas haya de la molestia individual de cada una de las picaduras, pues aumentará el riesgo de reacción al recibir gran cantidad de veneno.

Cómo evitar las velutinas

Como siempre los más importante será la prevención, en este caso complicada, pues es complejo evitar que intenten darles caza y en consecuencia se lleven un picotazo. En ese momento, si lo vemos, es importante distraer su atención con cualquier cosa, juego, o chuche y alejarlo de la zona de peligro.

Son muchos los propietarios que este año, más que ningún otro, se encuentran con sus fincas llenas de velutinas y sus animales permanentemente expuestos en su propia casa.

Es trabajo de todos tratar de reducir la carga. Y hay una manera muy sencilla en la que todos podemos aportar. Dar caza a las reinas en primavera mediante trampeo.

Todos los que vivimos en zona afectadas estamos cansados de ver trampas colgadas en los árboles, la clásica botella con líquido atrayente. Funciona muy bien 5 litros de agua caliente, con 2 Kg de azúcar y 50 gr. de levadura de pan (o sus equivalencias).

Esto va muy bien para atraerlas pero es fundamental colocarlas en la época del año correcta, primavera. Ahora en otoño, por muchas que se cacen, no sirve de nada. Explico.

Durante el invierno, todas las velutinas mueren, el nido queda vacío y sólo sobreviven las reinas que, fecundadas, se entierran en el suelo para sobrevivir a las bajas temperaturas y en primavera emerger para iniciar sus nidos primarios. En este momento, es crucial el trampeo, pues sólo caerán reinas, de valor incalculable. Cada reina que capturemos en primavera será un nido menos. Y si trabajamos en la zona, más si es con ayuda de los vecinos, podremos reducir muchísimo la cantidad de nidos.

Ahora en Otoño una trampa con 200 obreras no sirve para absolutamente nada, el nido ni nota su pérdida, pues nacen cientos y miles al día.

En cambio 200 reinas capturadas en primavera (hay apicultores que llegan a coger muchas más) valen oro pues son 200 nidos menos y presumiblemente una carga de velutina mucho menor en la zona al llegar el verano.

Por lo que es un trabajo de todos y para todos. No nos cuesta nada colocar una botellita en nuestra finca, o cuando salimos a pasear por el monte dejar un par colgadas en diferentes sitios. Entre todos podemos rebajar mucho la carga y  cuando llegue el verano y el Otoño, poder salir a pasear con nuestras mascotas muchos más tanquilos.

¿Tienes dudas? ¡Consulta a nuestra veterinaria!

Iria Bellas

Iria Bellas

Consultora veterinaria de Lenda. Licenciada en Veterinaria y Colegiada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Necesitas ayuda?